En memoria de una vida.

 Hace bien poquito me vino a la mente el recuerdo trágico de aquella niña, (víctima del volcán Nevado del Ruiz durante la erupción que arraso al pueblo de Armero, Colombia en 1985) que siendo aun nosotros bien pequeños, vimos en televisión y quedó latente en nuestras memorias…

 Esta foto por aquel entonces mostró en mucho de nosotros el principio de un cambio hacia una sociedad mas liberalista, al dejar un ardor de impotencia por aquel entonces en todo el mundo. Un mundo en el que cuando una gran cantidad de personas, sin distinción alguna entre si, muestra un sentimiento: reprocha, llora, protesta, es decir, habla; es capaz de anteponerse a los intereses de cualquier forma socio-política de un país. 

 

      

 Sin hablar también de la entereza y fuerza que transmite esa vida de 12 años en el trágico reportaje… es cuando te das cuenta que el sentimiento humano está por encima de cualquier interés materialista, político, comercial o cualquier seudónimo que no recale en nuestra ética y moral…

 Al fin y al cabo, la sensibilidad es lo que nos hace ser personas.

                                                                                                     Omayra Sánchez, preciosa niña.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Mi BloG. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a En memoria de una vida.

  1. juan manuel dijo:

    amen tio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s